Extracto de los Sermones de Juan Wesley

SERMONES | Año 3 N°4

De su Sermón “Las maquinaciones de Satanás” extraemos:

2 Corintios 2.11

No ignoramos sus maquinaciones

 

Las maquinaciones mediante las cuales el sutil dios de este siglo trabaja para destruir a los hijos de Dios, o por lo menos para atormentar a los que no puede destruir, para confundirlos e impedirles que corran la carrera que tienen por delante, son numerosas como las estrellas del cielo y como la arena que está a la orilla del mar.

Pero me propongo hablar acerca de solamente una de ellas (aunque es ejercitada mediante diversos métodos), con la cual intenta dividir el evangelio contra sí mismo y que una parte del mismo derribe a la otra.

El reino interior de los cielos, que es establecido en el corazón de todos los que se arrepienten y creen en el evangelio, no es otra cosa que justicia, paz y gozo en el Espíritu Santo. Todo niño pequeño en Cristo sabe que somos hechos partícipes de estos dones en el mismo momento en que creemos en Jesús. Pero estos son solamente las primicias del Espíritu; la cosecha aún no ha llegado. Aunque estas bendiciones son grandes en modo inconcebible, aun así hemos de confiar en que veremos cosasmás grandes que estas. Confiamos en que hemos de amar al Señor nuestro Dios, no sólo como lo hacemos ahora, con un afecto sincero pero débil, sino con todo nuestro corazón, con toda nuestra mente, con toda nuestra alma, y con todas nuestras fuerzas. Buscamos poder para regocijarnos siempre, orar sin cesar, y en todo dar gracias, sabiendo que esta es la voluntad de Dios para con nosotros en Cristo Jesús.

Esperamos ser perfeccionados en el amor, ese amor que echa fuera todo temor, el cual lleva en sí castigo, y a todo deseo, excepto el de glorificar a aquel a quien amamos, y el de amarle y servirle más y más. Buscamos tal crecimiento en el conocimiento personal y en el amor de Dios nuestro Salvador que nos capacite para siempre caminar en la luz, como el está en la luz. Creemos que habrá en nosotros la plenitud de ese sentir que hubo

también en Cristo Jesús, que amaremos a todo ser humano de tal manera que estaremos listos a poner nuestra vida por él, de modo que mediante ese amor seamos liberados de

toda ira y orgullo, y de todo afecto maligno. Esperamos ser limpiados de todos nuestros ídolos, de toda contaminación, ya sea de carne o de espíritu; ser salvados de todas nuestras inmundicias, internas o externas; y ser purificados, así como él es puro.

…….

Ahora bien, he aquí la gran artimaña de Satanás: destruir la primera obra de Dios en el alma, o por lo menos impedir su crecimiento mediante nuestra expectativa de una obra aún mayor.

….

El trata de desalentar nuestro gozo en el Señor mediante la consideración de nuestra propia maldad, pecaminosidad e indignidad, agregando a esto que debe haber un cambio todavía mucho mayor que el que ya hay en nosotros, o no podremos ver al Señor.

…..

Si logra prevalecer, si puede desalentar nuestro gozo, pronto atacará también nuestra paz.

…..

Pero todavía se reserva su obra maestra de sutileza. No del todo contento con vapulear tu paz y tu gozo, llevará sus intentos más lejos todavía: dirigirá su asalto también contra tu justicia.

….

Pero mientras vamos alcanzando esto, como también la gloriosa libertad que le es preparatoria, podemos estar en peligro de caer en otra trampa del Diablo, mediante la cual intenta hacer caer en un lazo a los hijos de Dios.

Podemos afanarnos tanto por el día de mañana, que descuidemos el progreso de hoy.

……

Para lograr esto, aprovecha bien el tiempo.

Mejora el momento presente. Usa de toda oportunidad de crecer en la gracia o de hacer  el bien. No permitas que la idea de recibir mayor gracia mañana te haga desatender el día de hoy. Ahora tienes un talento. Si esperas otros cinco, mucho más has de mejorar el que tienes. Cuanto más esperes recibir en el más allá, más trabaja por Dios ahora. Basta a cada día su propia gracia. Dios está derramando ahora sus beneficios sobre ti. Ahora apruébate a ti mismo como fiel mayordomo de la gracia presente de Dios

 

La selección de los párrafos de los textos fueron elegidos teniendo en cuenta varios criterios (temática, extensión, contenido del mensaje, impacto en el lector, etc.) sin embargo no excluyen cierta cuota de arbitrariedad difícil de evitar, por lo cual pedimos disculpas por anticipado.

Anuncios

2 thoughts on “Extracto de los Sermones de Juan Wesley

  1. Juan Weslwy en el Extracto del día de hoy, fundamenta con la Biblia cómo refugiarnos en Dios cuando nos llegan las maquinaciones de satanás, adversario de Él. Orienta para redimir el tiempo de cada día a fin de crecer en la gracia o hacer el bien. Es muy buena y oportuna la orientación de Juan Wesley en cuanto a estar atentos a las maquinaciones de satanás, adversario de Dios porque su intención es destruirnos como hijos de Él (Dios). Los hijos de Dios podemos descansar en Él porque el apóstol Juan nos alienta de manera maravillosa cuando nos enseña: “Hijitos, vosotros sois de Dios, y los habéis vencido; porque mayor es el que está en vosotros, que el que está en mundo” (1a. Juan 4:4). Asimismo, el apóstol Juan nos orienta acerca de nuestra naturaleza espiritual emanada de Dios cuando expresa: “Porque todo lo que es nacido de Dios vence al mundo; y esta es la victoria que ha vencido al mundo, nuestra fe” (1a. Juan 5:4). ¿Los hijos de Dios, en este tiempo de maquinaciones, estamos dispuestos con celeridad a sostenernos en nuestra fe los unos a los otros y, a ayudarnos espiritualmente y socialmente para vencer al maligno? “Dios tenga misericordia de nosotros, y nos bendiga.”

    Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s